InicioMapa del SitioContáctenosLinks de InterésAcceso a Discapacitados
Quienes SomosDepartamentos ProvincialesServicios en Línea















Diciembre

CON LÁGRIMAS DE ALEGRÍA Y EMOCIÓN VUELVEN LAS PRIMERAS FAMILIAS A SANTA OLGA

Hito histórico, jornada inolvidable, nueva vida y, otros más, eran los sinónimos que usaban las familias que regresaron a Santa Olga con sus nuevas viviendas listas para ser habitadas y comenzar sus nuevas vidas.

Cristina Benítez, a sus 76 años, regresó a la tierra que por más de 40 años la ha cobijado. "Estoy emocionada, la casa está muy linda. Ahora con mi viejo, vamos a vivir mucho mejor, vamos a poder salir a caminar porque tenemos las calles pavimentadas sin problema alguno, tenemos una nueva casita mucho mejor que la que teníamos antes que era de madera", comentó con una sonrisa en su rostro.

Recordar que, el pasado 27 de enero el incendio forestal que afectó a varias regiones del país, llegó hasta Santa Olga consumiéndola prácticamente por completo.

29 familias fueron trasladadas desde donde estaban viviendo temporalmente, con un subsidio de arriendo entregado del Gobierno, hasta sus nuevas viviendas con ayuda de Militares en sus camiones, quienes llegaron a temprana hora para ayudar a cambiar a las familias que lo necesitaban.

Uno de los que acompañaron a las familias, fue el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, con la presencia de varios funcionarios que ayudaron y acompañaron a las familias. El Seremi del Minvu, Rodrigo Olivares, al respecto comentó que "hemos estado colaborando con las familias en este día histórico que es de traslado para volver a vivir en su localidad. No se imaginan la emoción que sentimos nosotros. Es bello ver como hay familias que se reencuentran, que hacía tiempo que no se veían y se vuelven a tratar de vecinos, se dan abrazos entre lágrimas de emoción y, en cada entrega de llaves, en cada entrega de vivienda, hemos tratado de poner el espíritu que le hemos puesto a la reconstrucción en Santa Olga, ese que ha sido el sello de la Presidenta".

Los damnificados recibieron sus viviendas definitivas aisladas, de dos pisos y con dos y cuatro dormitorios emplazados en superficies que oscilan entre 60 y 78 metros cuadrados.

Según el director regional del Serviu, Omar Gutiérrez, el proceso de traslado de las familias damnificadas por los incendios forestales a sus nuevos hogares será gradual.

"Lo que viene ahora es seguir liberando nuevas manzanas para la construcción de casas, pero previa ejecución de muros de contención. Hay 100 viviendas en desarrollo, todas las semanas se irán terminando casas de aquí en adelante. Así cumplimos con las familias, entregando viviendas con altos estándares de seguridad y calidad. Debo también agradecer y valorar el trabajo realizado por los funcionarios y funcionarias de la institución que se desplegaron en terreno desde que ocurrió la emergencia forestal", detalló la autoridad.

En paralelo a las nuevas viviendas, en el pueblo se construirá un nuevo Centro de Salud Familiar (Cesfam) y también un terminal de buses, áreas verdes, sedes sociales, canchas de fútbol, entre otros servicios básicos.

Mónica Sepúlveda, presidenta junta de vecinos en la comunidad, expresó que "estamos felices. Enorgullece ser parte de esto, que las personas que han estado detrás de esto estén aquí también compartiendo con nosotros. Este es un trabajo arduo. Nunca nos han dejado solos y eso se agradece".

La dirigente de los vecinos y también representante de ellos en la mesa de trabajo para la reconstrucción enfatizó que "las familias deben sentir que están llegando a un Santa Olga 2.0, donde viviremos de mejor manera. Yo sé que fue complicado el tema. Pero, estoy feliz porque hoy se está cumpliendo los que habíamos dicho como mesa de trabajo".

Volver